Pepe Mejía | El objetivo de salir a las calles el próximo 24 y 27 de octubre es aunar las movilizaciones y luchas que diferentes y variados colectivos están protagonizando desde antes de la moción de censura, han manifestado esta mañana en una rueda de prensa -celebrada en el local de Ecologistas en Acción- en Madrid.

Una de las portavoces, Cuca Hernández, miembro de ATTAC-España, señaló que “seguiremos con las movilizaciones hasta que se cumplan nuestros objetivos” que están resumidos en tres ejes.

Redistribuir la riqueza. La riqueza tiene que estar al servicio de la población para cubrir sus derechos y para ello exigen, entre otras medidas, una banca pública al servicio de la ciudanía y controlada por esta. La eliminación del artículo 135 de la Constitución: las personas primero, por la justicia social y fiscal. Expropiación de los sectores estratégicos de la economía.

Conquistar derechos. “No nos conformamos con recuperar derechos perdidos por el austericidio sino que además exigimos: derogación de las reformas laborales, blindaje de los derechos sociales en la Constitución, vivienda como derecho y no un negocio, entre otras medidas”.

Recuperar el planeta. Para las organizaciones convocantes –sindicales, feministas, sociales, ecologistas, vecinales, entre otros- se debe apostar por un nuevo modelo energético de gestión pública que potencie las energías renovables. En defensa de nuestros ríos y por el agua pública, además de una vida digna garantizando la existencia de una Renta Básica y la derogación de la Ley Mordaza y de las leyes y las normas que impiden la libertad de expresión.

Por su parte, Diana Peinado, de No más precariedad, destacó el compromiso de jóvenes y estudiantes con las movilizaciones convocadas. “Tenemos los peores y más precarizados trabajos. Sufrimos sexismo, subida de alquileres y más de un millón de estudiantes con título están en el umbral de la pobreza”.

Paco Maroto, de la Plataforma de Afectados por las Hipotecas (PAH), señaló que “en los primeros seis meses de año llevamos ya 33.000 desahucios. Ningún gobierno ha parado esto. Es urgente que se adopten medidas por parte de los poderes políticos y económicos”.

María Botella, de Ecologistas en Acción, subrayó la importancia de “la colaboración con otros colectivos y las movilizaciones horizontales. Estamos en contra de los grandes proyectos mineros y de las grandes obras de infraestructuras como aeropuertos y autovías”.

Leopoldo Pelayo, miembro de la Coordinadora de Madrid en defensa del Sistema Público de Pensiones, defendió los servicios públicos e hizo un llamamiento para defender el sistema de pensiones.

Finalmente, en relación al acuerdo recientemente firmado entre el gobierno del PSOE y el grupo parlamentario de Podemos se dijo: “en principio es un avance relativo e insuficiente. No crece el poder adquisitivo de las pensiones. No han tocado el tema de las viviendas vacías que es lo que provoca la burbuja inmobiliaria“.